Olpe corintia, 630-615 a.C., inv. 16334

Oinochoe corintio, 570-550 a.C., aprox., inv. 16439

Kylix lacónica con Prometeo y Atlas, 560-550 a.C., inv. 16592

Kylix ática de figuras negras del Pintor de Phrynos, 560 a.C., aprox., inv. 16596

Ánfora ática de figuras negras firmada por el alfarero Nikosthenes, Cerveteri, 530-510 a.C., aprox., inv. 17716

Ánfora ática de figuras negras del Pintor del Vaticano 365, Cervéteri, mediados del s. VI a.C., aprox., inv. 16445

Pelike de figuras negras, fines del s. VI a.C., inv. 16518

Visita Virtual de la Sala XVII

Visita Virtual de la Sala XVIII

Con estas salas comienza la Colección de los Vasos, en la que se hallan recogidos principalmente los vasos pintados, descubiertos durante las excavaciones del s. XIX en las necrópolis etruscas. Los vasos figurados griegos fueron considerados, hasta los albores del siglo mencionado, de fabricación etrusca y fue justamente durante las tumultuosas excavaciones de ese siglo en Etruria, que fueron estudiados mejor y debidamente atribuidos. El hallazgo en Etruria de estos y muchos otros vasos griegos ha sido el motivo determinante para crear una sección paralela y en estrecho contacto con el Museo Etrusco propiamente dicho. En efecto, junto con el desarrollo de la producción de la cerámica griega, puesta en evidencia por la organización del museo, la exposición testimonia la particular acogida que tuvieron estos productos en Etruria a raíz de los intensos contactos comerciales entre Griegos y Etruscos. Muy numerosas son las obras de arte, firmadas o atribuidas a los grandes nombres de la pintura alfarera griega, presentes en la Colección de los Vasos de los Museos Vaticanos.