Virgen de Foligno

Virgen de Foligno

Raffaello Sanzio
(Urbino, 1483 - Roma, 1520).
Virgen de Foligno, 1511/12.
Lienzo al óleo, transportado.
308 x 198 cm
Inv. 40329

La tabla fue encargada en 1511 por Segismundo de' Conti para el altar mayor de la iglesia de Santa María de Aracoeli en Roma. De aquí pasó en 1565 a la iglesia de Santa Ana en el Monasterio de las Condesas en Foligno y, tras regresar de Francia, donde había sido trasladada en 1797 a raíz del Tratado de Tolentino, entró a formar parte de la Pinacoteca Vaticana (1816).
Segismundo de' Conti, ilustre humanista de Foligno, se halla representado a la derecha, rezando de rodillas: San Jerónimo, en hábito cardenalicio, lo presenta a la Virgen, sentada en gloria con el Niño; a la izquierda, San Juan Bautista, vestido con pieles, indica la visión celeste, frente a la cual se arrodilla San Francisco, protector de los Menores, a cuya iglesia estaba destinado el cuadro.
Esta obra fue encargada por Segismundo de' Conti para agradecer a la Virgen por haberle salvado la casa de Foligno, tras caer sobre ella un rayo: el episodio se recuerda en la espléndida aplicación del paisaje en el fondo. El angelito en el centro de la composición sujeta una placa sin inscripción, destinada probablemente a recordar el voto atendido por la Virgen.
El cuadro se puede fechar entre el año 1511 y 1512, en el período en el que Rafael estaba trabajando en el Estancia de Heliodoro en el Vaticano (aposento de Julio II).